Oí al Mensajero de Dios -la paz y las bendiciones de Dios sean con él-, diciendo:

«Quien de vosotros vea una mala acción, que la cambie con su mano, si no pudiera con su lengua, y si no pudiera, entonces en su corazón, y esto es lo más débil de la fe».

Lo transmitió Muslim.

99 nombres de Allah

Islam y Musulmanes de Costa Rica

¿Qué piensas del Islam?

miércoles, 18 de mayo de 2011

Carta a Yoani por un antes y un después...

Photobucket

... Atrévete y cuenta por una vez en tu vida de “Bloguera rebelde”, algo positivo de tu barrio. Llénate de coraje y cuéntanos una crónica de verdad y deja de escribir tantas sandeces...
Justo Cruz,


Mientras la prensa internacional –que al parecer no teme al descrédito o lo que cobra pesa más que su dignidad como informadores justo a unos días de la total demostración de las supercherías de la “disidencia cubana”- promociona un nuevo “paquete” (mentira, bulo, falsedad, desinformación) que involucra a los mismos de siempre y, claro, a la Superbloguera:

“Casa de América celebrará el próximo 17 de mayo el Día Mundial de Internet con una gran quedada de twitteros que debatirán sobre los derechos humanos y contarán con la participación por videoconferencia de la bloguera y activista cubana Yoani Sánchez. […] Con la etiqueta "#iberoamericadice", los usuarios de la popular red social podrán seguir y participar en este debate que contará con invitados como la experta en redes sociales Gaby Castellanos, el responsable de comunicación de Amnistía Internacional, Miguel Calderón, el director de lainformacion.com, Carlos Salas, y el experto en derechos humanos e internet Javier Bustamante”.

Esta carta abierta que un cubano radicado en Alemania le escribe a Yoani deja una vez más bien sentado por dónde van los temas de la superbloguera :

Carta a Yoani sobre una “Crónica que no fue”
Por Justo Cruz*

Yoani, estimada coterránea:

Acabo de leer “La crónica que no fue” en tu Blog acerca de la muerte de un “disidente” cubano y por primera vez me doy un buen gusto leyendo una de tus nefasta crónicas acerca de la “vida cotidiana” en nuestro país. Y me doy el gusto te digo porque a pesar del dolor que siempre causa la muerte de un ser humano, tu crónica demuestra una vez más la capacidad “intrínseca” que tienes para inventar.

Pero parece que esta vez sí que se te “fue la musa”, te pasaste en tu siempre dramatúrgico intento de exagerar lo malo y lo negativo de tu tierra. Siempre complaciendo a aquellos que te pagan por esa aberrante y satánica osadía que tienes de ridiculizar a los tuyos. Parece que ya hasta ellos están empezando a reconocer tu mitomanía maniática.

Yoani, si en algo tienes razón es que tu crónica “no fue”. Lo que nos contaste no fue más que el producto de la imaginación enajenada de un grupúsculo de gente, que como tú, no se miden ni ante los muertos.

Ya muchos están empezando a comprender cómo es que funcionas: un comentarista de un foro en un periódico decía refiriéndose al hecho de que ya estaba claro que entre tú, Fariñas y otros conocidos “disidentes” en concubinato siempre con el exilio recalcitrante y retrógrado de Miami, habían tratado de manipular la muerte de otro “disidente” para atacar al estado cubano:

Cito textualmente: “...Dios mío, por eso nadie nos cree, por eso ningún gobierno nos toma en serio, por eso todo el mundo se burla, porque la disidencia cubana no se cansa de meter mentiras que al final son descubiertas, los únicos que se creen estos es el exilio de Miami digo "si es que lo creen"...”

¿Te das cuenta, Yoani? Parece que tu manía de grandeza y las de los otros mito maniáticos asalariados como tú se les está subiendo a la cabeza.

Esta vez sí que se les fue la musa. Resulta ser que la familia del fallecido ha declarado abiertamente que Juan Wilfredo Soto García no fue golpeado por la policía ni mucho menos murió víctima de una golpiza. Ustedes han tratado de engañar una vez más a la opinión pública internacional manipulando hechos de la realidad cubana.

Pero esta vez han ido demasiado lejos porque han violado la memoria de un fallecido al que ustedes llaman “hermano de causa”.

Otro “disidente” de esos famosos periodista “sin títulos” nos contaba con muchas “emociones” acerca de la carrera de disidente de este señor Soto. Aunque no es muy humano hablar de fallecidos voy a hacer una excepción. Este disidente cuenta, que según él recuerde, Wilfredo Soto estuvo presos tres veces: La primera vez con 16 años por ocasionar daños en un cine. La segunda vez por gritar consignas antigubernamentales desde la terraza de su casa y la tercera vez porque durante un ritual religioso en su casa lanzó una maceta por la ventana causándole daños a un transeúnte.

¿Te imaginas Yoani lo que significa lanzar por la ventana de una casa una maceta? ¿Estos son los héroes y mártires cubanos que ustedes quieren presentar a la opinión pública internacional?

No ofendan, por favor, a los 11 millones de cubanos.

La prensa internacional como siempre se hizo eco de vuestras blasfemias y ahora tienen que pagar las consecuencias por publicar noticias no verificadas y apoyar campañas absurdas e impúdicas.

Yoani: Hace unos días leí en un periódico berlinés un artículo tuyo, “sobre ti”, sobre tus “dolores de cabeza” con tu patria. Sobre lo difícil de comunicarte en Internet, sobre la blogosfera cubana que cada día es mayor, y tú Yoani describiéndote como siempre, en la vanguardia. Abriéndole los caminos a unos seguidores imaginarios almacenados sólo en “tu mundo” a los que tratas de explicarle como abrirse paso en ese espacio tan complejo al que tu sueles llamar la realidad cubana.

“A wonderful place for people as the same age as are we” (Un lugar maravilloso para gente de la misma edad que nosotros), escribió el ex presidente Jimmy Carter en el libro de invitados del Convento de Belén, al concluir su visita a la institución comunitaria en La Habana.

¿Te das cuenta Yoani, que hasta el mismísimo Carter descubre que en Cuba no es todo tan n oscuro como tú siempre tratas de describir “la realidad” de nuestra patria? ¿Te das cuenta que muy cerca de tu casa hay lugares hermoso donde coterráneos y foráneos se sienten maravillosamente bien?

Atrévete Yoani, anda y cuéntale a los alemanes que en Cuba hay muchos centros como ése. Cuéntales por favor a tus lectores en tu Blog, que en Cuba -en cada ciudad sin excepción- hay centros para ancianos y para mujeres embarazadas que garantizan a nuestras mujeres un parto sano y decoroso.

Anda, atrévete y cuéntale a tus “seguidores” que al Coco Fariñas no se lo llevó el “Coco” gracias al nivel de profesionalidad de los médicos cubanos y que en cualquier otro lugar del mundo ya hace rato fuera un “mártir”.

Y si no te enteraste te lo digo ahora. CUBA CERRÓ EL 2010 CON UNA TASA DE MORTALIDAD INFANTIL DE 4,5 % POR CADA 1 000 NACIDOS VIVOS.

Ahora atrévete y cuéntalo en tu Blog, explícale a tu gente que Cuba, el país donde naciste, cerró el 2010 con una tasa de mortalidad infantil de 4,5 por cada 1000 nacidos vivos.

El mejor lugar en América y la más baja en toda su historia. Pero cuéntalo con orgullo, porque independientemente de cómo se piense políticamente, o de dónde viene el salario que se cobra, nada debe ser más importante que la salud de nuestros hijos.

Estas deberían ser las noticias más importantes acerca de Cuba que los medios de difusión deberían difundir. Un logro que debería ser motivo de envidia de casi el mundo entero.

Pero no, esas no son las noticias que repiten los medios cuando se trata de Cuba. Los periodistas acreditados en La Habana y los blogueros como tú parecen estar siempre muy ocupados en la búsqueda de las cosas amargas para justificar salarios, premios y políticas nefastas.

Tú y yo sabemos que la educación y la salud en Cuba siempre han constituido para nosotros los cubanos el motivo más importante para alentarnos en nuestra lucha. Son nuestro orgullo.

Y tú, Yoani, ¿por qué no te atreves y escribes por una vez en tu vida de “bloguera rebelde” de otras realidades en tu tierra. Cuéntanos algo bonito para que casi todos los cubanos como yo, tan lejos de su patria se sientan también orgullosos del lugar donde nacieron.

Siempre hablo de casi la mayoría de nosotros los cubanos porque ya sabemos que hay algunos por ahí que sólo tienen ojos para las cosas tristes y poco agradables. Para lo negativo, para todo aquello que atente contra la obra de los que llevan más de 50 años tratando de hacer mejor las cosas para el bien de nuestro pueblo.

Sólo así podemos explicarnos Yoani, el por qué cuando pasa un violento huracán con más de 200 kilómetros por hora por nuestra tierra, podemos decir con orgullo que sembró la desolación y el caos, pero no la muerte.

Y es que el pueblo cubano, Yoani, ha aprendido a ganarle la batalla a la naturaleza cuando se trata de salvar vidas humanas. Y no podrán quizás tener recursos para levantarse con la rapidez que desean. No podrán proteger sus viviendas, escuelas y hospitales contra la ira de la naturaleza como quisieran, pero si podrán siempre proteger a sus hijos de una muerte violenta.

Podrán ser víctimas de bloqueos, de políticos y de políticas malvadas. Podrán ser víctimas de agresiones de mercenarios y de traidores vende patrias. Podrán tener como enemigo mayor al estado de políticos demagogos más grande que ha conocido la historia moderna, pero estarán siempre en condiciones de asegurar de que por cada 1000 niños que deban nacer, no más de cinco perezcan en ese intento.

Esto es lo que se llama el derecho a la vida.

El derecho más importante que debemos tener todos los seres humanos.

Ahora explícame Yoani. ¿Qué puede ser más importante que este derecho?

Es por eso que no me cansaré de repetirte, que te atrevas y que lo cuentes. Explícale a aquellos que tú dices que “te siguen” que según los informe de los fondos de la UNICEF este nivel en la mortalidad infantil alcanzado en el 2010 sitúa a Cuba al mismo nivel que países como Canadá y mejor que los Estados Unidos de Norteamérica. Estamos hablando del país que desde hace 50 años no cesa en su empeño de querer convertir a nuestra pequeña isla en una trastienda para sus encopetados mercaderes. Aquellos que con su política injerencista y decadente garantizaban que antes del 1959 en Cuba murieran como mínimo 60 niños por cada mil nacidos vivos.

Yo sé que tú lo sabes pero te lo voy a repetir. El gobierno cubano dedica casi el 60% de su presupuesto estatal a la salud y a la educación. En el país estudian cada año miles de estudiantes del mal llamado “tercer mundo”, incluyendo estudiantes de medicina de los EE.UU.

Cuba otorga más becas y estipendios a estudiantes extranjeros que todos los países ricos de planeta. Por los lugares más recónditos del mundo andan médicos y profesionales cubanos enseñando a leer y a escribir a los ciudadanos más necesitados. Solo en Latinoamérica hay más de 20 000 profesionales.

Yoani, para que te enteres, según Bärbel Dieckmann, presidente de Agroacción Alemana -una de las organizaciones europeas más importante de ayuda al desarrollo- “la ayuda que brinda Cuba al sufrido pueblo de Haití es de un valor incalculable”. “Nuestra organización trabaja conjuntamente con más de 1500 médicos cubanos que realizan un trabajo fantástico en más de 50 centros médicos diseminados por todo el país para luchar contra el cólera“.

¿Te imaginas, Yoani? mientras otros reparten bombas, hambre y calamidades nuestro país reparte solidaridad a diestras y siniestras.

Es como para morirse de orgullo.

Anda Yoani llénate de valor y publícame este video en tu Blog. Anda atrévete:

Médicos cubanos en Haití


Te imaginas Yoani que mientras Cuba trata de salvar vidas humanas en los países más necesitados del planeta a tus benefactores de la Casa Blanca y sus satélites de Miami no se les ocurre otra cosa que inventar programas y proyectos para robarse a nuestros médicos y profesionales. ¿No te parece esto una sinvergonzonería de la peor calaña?

Atrévete y cuenta por una vez en tu vida de “Bloguera rebelde”, algo positivo de tu barrio. Llénate de coraje y cuéntanos una crónica de verdad y deja de escribir tantas sandeces.



*Justo Cruz, cubano residente en Alemania y Coordinador de Cuba Si (www.cuba-si.org).

Fuente: http://auto-hermes.ning.com/profiles/blogs/carta-a-Yoani-sobre-una


http://www.kaosenlared.net/noticia/carta-yoani-por-antes-despues